Estos trabajos forman parte de una serie en proceso llamada CYBERWITCHCRAFT, que fusiona elementos de la videoperformance (relacionados con lo ritual, la magia y la brujería) con elementos digitales como efectos sobre la superficie de una "carne virtual". Intento pensar que hay algo por detrás del humano-máquina que soy que subsiste en el acto de creación, y que es la magia, que nos devuelve continuamente una creencia en el mundo, en nuestros lazos con él y en nuestras herramientas para transformarlo.